Translate

Páginas vistas en total

miércoles, 20 de junio de 2012

Las elecciones y la lucha libre

Hace poco escribí en el facebook de un amigo un comentario en torno a un pensamiento de Martin Luther King la frase "yo quisiera tener un millón de amigos, pero, desgraciadamente, mientras haya lucha de clases, eso es imposible, pues hay que tomar una decisión".
No saben cómo lamento la polarización que existe hoy entre todos los mexicanos. Incluso, familias enteras se ven divididas. Pues incluso Josefina tiene partidarios, sobretodo entre la clase media aspiracional, aquella que los mercadólogos definen como un segmento de la población que se gasta lo que no tiene por comprar lo que cree que compran los ricos aunque los ricos lo desprecien olímpicamente.
Y hablando de decisiones, pienso que el planteamiento en general de Andrés Manuel Obrador es correcto "si hay pobreza (y la mayoría de los mexicanos está en la pobreza) hay malestar social. Si hay malestar social, hay violencia".
El problema es que el daño ha sido profundo y no veo cómo uno sólo de los 4 candidatos pueda revertir el daño. Pues hay gente que ya optó por la violencia y, podría decirse, que ya es un caso perdido para la sociedad. Pero que va a vender cara su vida.
Quiero decir, que sea quien sea quien gane, tendrá que generar empleos dignos, mejorar salarios, bajarle a las tasas de interés bancario, fomentar la educación y la cultura, atender el desarrollo sustentable, etc. etc. y, como tarea inmediata, atender el asunto de la delincuencia organizada. Y esto último está en chino.
Por otra parte, viendo las campañas propagandísticas, los debates y los posdebates, me queda claro que no hay a cual irle. A todos les salen a relucir sus "trapitos al sol".  Y, viéndolos a ellos o a sus asesores de campaña, se me figuran cuatro luchadores de la triple AAA. Dos de ellos rudos y melenudos, los otros dos, un par de técnicos enmascarados que suspiran por cortarle el cuero cabelludo a los rudos. Peña Nieto defiende como salvaje su copete en tanto que AMLO su gallito. Josefina y Quadri hacen grandes esfuerzos para evitar que aquellos rudos no los desenmascaren.

No hay comentarios:

Publicar un comentario